Mercado del Chicó

JUAN GONZÁLEZ URIBE

Exteriorizar el miedo de confrontar el plano espiritual (e inmaterial) con el plano físico, llevan
a explorar la individualidad de sus personajes a través de un juego intuitivo que rompe con
algunas convenciones de la pintura figurativa por medio de brochazos y pinceladas, con
los que perfila el rostro sin dejar que pierdan su forma original.
Transmitir emociones desde la perspectiva de la introspección del ser, su cotidianidad, su
atmósfera personal, su intimidad han llevado a Juan Gonzólez Uribe a estar en lo más
destacado de la pintura a nivel internacional.
retratos, ciudades y su arquitectura.